Conoces los beneficios de la Terapia Floral?

Los elixires florales, actúan directamente sobre los arquetipos de la personalidad y es así como modifican sus funciones desarmónicas o patológicas. Estos elixires que podríamos llamar conciencia líquida, alivian el dolor y trabajan sobre las causas que producen la enfermedad.
Cada tipo floral tiene una particularidad propia y describe un arquetipo de cada personalidad. Emociones, vivencias, fantasías y defensas, es decir los riesgos de carácter y los comportamientos específicos. Los elixires florales cumplen una función, de acuerdo a su naturaleza, dentro de la estructura psíquica.

Tienen como finalidad darle a la actividad psíquica todos los elementos que ésta necesita para equilibrarse. Cada flor acciona de manera particular en cada individuo, aunque ese accionar es común y general.
Cada consultante de acuerdo con su naturaleza e historia vive esa experiencia de manera distinta. Tratan las expresiones de conductas que son propias, describiendo precisamente las rasgos negativos de la personalidad, indicando el comportamiento propio sobre los cuales van a actuar las esencias florales.
Además cada flor simboliza en sus lecciones un patrón inconsciente, un esquema a priori del alma, una búsqueda del espíritu humano. Las esencias florales nos dejan mensajes que transforman el alma.
Beneficios principales de la terapia floral:

• Permiten desarrollar cualidades armónicas que actúan como agentes de nuestro crecimiento.
• Restablecen la armonía y el equilibrio interno.
• Nos ayudan a afrontar y ver desde una perspectiva más amplia y tranquilizadora los momentos trascendentes de nuestra vida.
• Ayudan a que no suframos al modificar nuestros planteamientos fuertemente arraigados que nos llevaron a aquello.
• La terapia floral puede ser usada en cualquier edad cronológica; condiciones físicas e incluso en madres gestantes.
• No presenta contraindicaciones en su combinación con fármacos, ni terapias tanto físicas, psicológicas ó energéticas.
• Armonizan el campo energético de los seres vivos que las usan; sean estos seres humanos, animales o plantas.
• Las esencias florales no actúan sobre el síntoma, sino a niveles de mayor profundidad y con mucha suavidad, sin violencia ni agresividad.
• Se equilibran las funciones fisiológicas.
• Aparecen sensaciones de más fuerza y vitalidad.
• La persona se vuelve más espiritual, cariñosa, alegre, tranquila, pudiendo comprendiendo más a los demás.
• El entorno suele notar los cambios antes que el propio interesado.
• Se adquiere una mayor capacidad de auto-observación.
• Se adquiere una mayor posibilidad de escuchar, ver y entender.
• Sensación de mayor tranquilidad.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.